El Último Conteo

Originalmente publicado el 12 de octubre de 2012 en alemán en www.letztercountdown.org

Levantábamos nuestras cabezas y mirábamos al Orión. De allí, escuchábamos la voz de Dios, que nos contó la historia de Su pueblo del tiempo del fin. Posteriormente, cuando estudiábamos las fiestas judías y entendíamos la importancia de los "Gran Sábados" (GS)–que es cuando un sábado ceremonial cae en un sábado del séptimo día– recibíamos una comprensión más profunda a través de los hitos que marcan el camino de la Iglesia Adventista del Séptimo Día. Dios ilumina el desarrollo de esta iglesia única en dos importantes libros a los cuales la Biblia misma apuntaba: En el Libro de los Siete Sellos en Orión y en el Libro de los Siete Truenos continuamente escrito por el sol y la luna, lo que hoy día llamamos el Buque del Tiempo.

La Iglesia ASD se ve a sí misma como el cumplimiento profético de la mujer de Apocalipsis 12:1 que está vestida del sol.

Apareció en el cielo una gran señal: una mujer vestida del sol, con la luna debajo de sus pies, y sobre su cabeza una corona de doce estrellas. (Apocalipsis 12:1)

Escudriñando el simbolismo de esta imagen obtendremos resultados sorprendentes.

La Mujer de Apocalipsis 12:1

  1. Descubriremos un plan por fases progresivas en el tiempo en la imagen de la mujer en Apocalipsis 12:1, que se extiende hasta nuestros días y más allá. Cada símbolo representa una nueva era en el plan de Dios.

  2. Cada vez que llegó el tiempo de una transición a una nueva era del plan de salvación, hubo un "profeta" anunciador y un "profeta" recolector. Este concepto divino muestra la misericordia infinita de Dios, porque Él siempre da varias advertencias antes de actuar. Porque no hará nada Jehová el Señor, sin que revele su secreto a sus siervos los profetas. (Amos 3:7)

  3. Dios pone delante de su pueblo en cada transición una puerta abierta con una nueva luz y una nueva verdad presente para la próxima etapa del plan de salvación. Después de cierto punto, sin embargo, Él comienza a cerrar esta "puerta de la gracia" para los infieles que no cumplan con la nueva luz. Generalmente, los infieles ni siquiera se dan cuenta que la puerta se cerró y se creen todavía en el camino correcto.

  4. Para cada cambio a la siguiente etapa del plan de salvación hay "un remanente". Cada vez había un zarandeo de los infieles y una purificación y prueba de los fieles. Entonces el dragón se llenó de ira contra la mujer; y se fue a hacer guerra contra el resto de la descendencia de ella, los que guardan los mandamientos de Dios y tienen el testimonio de Jesucristo. (Apocalipsis 12:17)

La luna debajo de los pies de la mujer

La nación judía está representada por la luna debajo de los pies de esta mujer. Simboliza el servicio de sombras por lo cual se distinguió este ex-pueblo de Dios. Como la luna refleja solamente la luz del sol, así el ministerio de sombras con sus ceremonias era una mera profecía de un Mesías venidero. A través de sus ceremonias y su vida piadosa, que les debería haber traído las ricas bendiciones de Dios, los israelitas tenían que impresionar a los pueblos circunvecinos, y así preparar los corazones para el mensaje de un Salvador venidero. Pero la gran mayoría de los israelitas no cumplió con su tarea y su infidelidad hacia Dios creció.

Juan el Bautista, el segundo Elías quien debería allanar el camino para el ministerio glorioso del Hijo de Dios empezó a predicar justo cuando había llegado el tiempo en el que el Mesías iba a aparecer. Jesús mismo tomó el papel del "profeta" recolector y predicó durante tres años y medio entre Su pueblo que el reino de los cielos estaba cerca y que pronto Su servicio de intercesión comenzaría en el santuario celestial. De esa manera Él fue una bendición, pero también una piedra de tropiezo para muchos. Pocos se dieron cuenta que una puerta abierta desde el patio al Lugar Santo del santuario celestial había sido puesta delante de ellos. Cuando Juan el Bautista comenzó a predicar, él anunció la apertura de la puerta para los fieles. Para todos los que vieron y escucharon a Jesús, esta puerta se abrió por completo y entraron a través de ella.

Luego la nación judía demandó de Dios que la sangre de Jesús caiga sobre ellos y sobre sus hijos, y Dios actuó según su deseo. Ellos sellaron su suerte al matar al Hijo de Dios, quien les había predicado en su templo terrenal acerca del celestial, y escogieron a Barrabás en Su lugar. La puerta abierta puesta delante de ellos comenzó a cerrase como la "puerta de la gracia" para la nación judía, y sin embargo el Señor del Cielo les dio otros tres años y medio después del 25 de mayo de 31 DC antes de quitar el candelero de Su pueblo haciéndoles así un ex-pueblo de Dios.

¿Por qué esperó Dios aún otros tres años y medio? ¿Qué podría ser peor que crucificar al Hijo de Dios? Esteban vio los cielos abiertos, y al Señor de pie a la diestra de Dios, y en lugar de escuchar adoración al Dios del Cielo por causa del manifiesto de su visión gloriosa, él sólo sintió las piedras de las manos de sus hermanos que le golpearon para traerle una muerte cruel. Incluso tres años y medio después de la muerte del Hijo de Dios, los judíos no habían aprendido nada. Ellos continuaron matando a los profetas del Señor que querían contarles algo del santuario celestial donde Cristo intercedió por ellos, y por eso el candelero finalmente fue dado a aquellos que iban a predicar a los gentiles, a la primera iglesia cristiana.

Anteriormente Jesús había recogido sus 12 líderes, los apóstoles, que eran el remanente de todo Israel honrando al Señor y sabiendo dónde Él estaba físicamente presente, a saber, en el lugar santo del santuario celestial. Pero toda su predicación no había sido escuchada. El plan de salvación fue predicado a los judíos otros tres años y medio después de la muerte de Jesús en la cruz, y aunque podían ver todas las pruebas y podían interrogar los testigos de la resurrección misma, sus líderes rechazaron el Espíritu Santo, que quería hablarles y así cometieron el pecado imperdonable. Para ellos, como nación, la puerta al lugar santo se había cerrado.

La mujer vestida del sol

La mujer misma, que está de pie en la luna en Apocalipsis 12, simboliza la iglesia cristiana, que tuvo su inicio en los años 31 y 34 con los apóstoles. Ella está vestida con el Sol de Justicia, el Señor mismo, quien había sido puesto como su piedra angular. El sol produce su propia luz, como Jesús es la fuente de la luz de la verdad y de la vida. Ya no hubo necesidad del servicio de sombras para simbolizar el Salvador crucificado y resucitado en toda su gloria. Pero la iglesia cristiana no iba a permanecer con la doctrina pura original, sino que iba a apostatarse de la fe. Un completo ciclo de sellos e iglesias describe la terrible contaminación de la iglesia con las doctrinas de aquellos que debía evangelizar. Las costumbres y creencias paganas penetraron cada vez más profundamente en la Iglesia y el papado se convirtió en el instrumento de Satanás para destruir todo lo que Jesús dio a la iglesia a través de los apóstoles. Pero a pesar de la prevalencia de la apostasía continuaron en existencia los miembros de la verdadera iglesia de Dios, aunque eran gravemente diezmados, y preservaron su pureza hasta que otro zarandeo severo iba a tener lugar.

De la Reforma habían surgido muchas iglesias protestantes, que ya no habían logrado la separación completa del papado pagano porque no entendían que la veneración del domingo en lugar del sábado bíblico constituye la aceptación del sello de la autoridad del Pontífice Romano. Así fracasó la Reforma que está fechada en general desde 1517 hasta 1648 sobre la cuestión del sábado en el Concilio de Trento, pero Dios iba a enfatizar esta pregunta una vez más de otra manera e iba a derramar mucha luz sobre el día de reposo que Él estableció en Su autoridad y lo santificó.

Alrededor de 1820, Dios levantó el primer "profeta" anunciador a través de un estudio bíblico. El granjero norteamericano Guillermo Miller iba a ser el originador del movimiento del primer ángel de Apocalipsis 14 y anunciará la cercanía del juicio de Dios. Samuel Snow también anunció un mensaje grande y sublime: "Ha caído Babilonia!" y tuvo un fuerte seguimiento como la cabeza del mensaje del segundo ángel, el cual mostró los pecados y transgresiones de las iglesias protestantes apóstatas, que todavía guardaron mandamientos romanos en vez de divinos. Ambos movimientos angélicos anunciaron la inminente nueva fase en el plan de salvación de Dios. Cuando ellos se unieron en el verano de 1844 y comenzaron a proclamar incluso el día exacto del comienzo del juicio (que ellos creían que sería el día de la venida de Jesús), se oyó el gran "Clamor de Medianoche" de advertencia para las iglesias cristianas para que se apartasen de los pecados de Babilonia y se preparasen para el juicio.

Aquellos que creían en la advertencia y se prepararon espiritualmente y alistaron sus caracteres, también soportarían la prueba que Dios había planeado para la transición a la siguiente fase. Porque Dios mismo iba a ser el autor del gran chasco de 1844, por haber mantenido el dedo sobre la comprensión de que no era el día del regreso de Jesús, que fue anunciado por el clamor de medianoche, como todos creían. Cuando Jesús no llegó en el día esperado, sólo aquellos fueron capaces de mantener su fe, que tenían una confianza inquebrantable en la fiabilidad de la Palabra de Dios y no podían ser movido por ningún viento. Tenían que buscar el error en su propia interpretación de la Palabra de Dios y confiar en Dios más que nunca. ¿Cuántos pasarían la prueba?

Después del gran chasco, que había decepcionado a todas las iglesias importantes del mundo después del clamor de medianoche interdenominacional de los ángeles primero y segundo combinados de Apocalipsis 14, una vez más sólo quedaban 12 personas con el fin de seguir adelante donde los demás rechazaron y desecharon la luz. Más tarde eran estos 12 pioneros de la Iglesia Adventista, que a partir del 23 de octubre de 1844 reconocieron la verdad del santuario y siguieron a Jesús a donde se había ido. Hiram Edson, quien fue finalmente elegido por Dios como "profeta" recolector, vio como Esteban antes con sus ojos espirituales los cielos abiertos y a Jesús interceder ante el Padre en el lugar santísimo para nosotros. Sólo los 12 pioneros adventistas vieron también la puerta abierta de Apocalipsis 4:1 hacia el lugar santísimo celestial y traspasaron juntos con Dios el umbral del ministerio de intercesión de Jesús en el lugar santo a la sala de audiencia del Juicio Investigador, donde Él desde aquí en adelante llevaría a cabo la purificación del santuario en el Día celestial de Expiación. Grandes verdades fueron reveladas a ellos y por causa que ellos habían seguido a Dios espiritualmente a donde estaba el Arca de la Alianza con los Diez Mandamientos, el Espíritu de Dios les abrió poco después la comprensión del cuarto mandamiento perdido, como el último acto de limpieza para volver a predicar un evangelio puro.

Cada vez que llegó una transición de una era de la mujer de Apocalipsis 12 a otra, hubo un lapso de tiempo de cerrar la puerta de la gracia para aquellos que rechazaron la puerta abierta. Cuando los judíos perdieron su candelero, este proceso se inició en una fecha que (hoy día) podemos exactamente determinar: era el 25 de mayo de 31 DC cuando ellos decidieron clavar a Jesús en la cruz. Sin embargo, su período de gracia no había terminado todavía. El Señor les dio otros tres años y medio y les excluyo recién cuando rechazaron aún a Esteban y lo apedrearon. Durante este tiempo, el evangelio fue predicado con todas fuerzas a los judíos y gentiles en Jerusalén, pero no se fue oficialmente a los gentiles, y todavía no hubo viajes de evangelización. Saulo fue llamado por Jesús poco después de la lapidación de Esteban, y por lo tanto la nueva era del cristianismo que debía irse a los gentiles había comenzado finalmente, aunque es muy probable que en los pasados tres años y medio algunos gentiles se convirtieron a Jesús.

Muy similar fue el caso durante la transición de la iglesia cristiana a la época de la iglesia del juicio, la iglesia adventista. Desde el 22 de octubre de 1844, el día de la gran decepción cuando muchos habían crucificado su fe en un pronto regreso de Jesús y en las profecías bíblicas, pasaron de nuevo más de dos años hasta que Elena G. de White y su esposo aceptaron la verdad del sábado y así comenzaron otra vez a predicar un evangelio verdaderamente puro. En la Biblia, este período de transición se muestra claramente por la diferencia del tiempo entre la venida del "Anciano de días" y la venida del "Hijo del Hombre".

La corona de la mujer

Estuve mirando hasta que fueron puestos tronos, y se sentó un Anciano de días, cuyo vestido era blanco como la nieve, y el pelo de su cabeza como lana limpia; su trono llama de fuego, y las ruedas del mismo, fuego ardiente. Un río de fuego procedía y salía de delante de él; millares de millares le servían, y millones de millones asistían delante de él; el Juez se sentó, y los libros fueron abiertos. (Daniel 7:9-10)

En ese momento, en el 22 de octubre de 1844, ya se había sentado Dios el Padre, los tronos de los ancianos estaban preparados y el juicio había comenzado. Los ancianos (para el Juicio de los Muertos) también se sentaron y los libros fueron abiertos. Pero Jesús mismo no había sido parte de este evento. Él vendría recién en un versículo posterior.

Miraba yo en la visión de la noche, y he aquí con las nubes del cielo venía uno como un hijo de hombre, que vino hasta el Anciano de días, y le hicieron acercarse delante de él. Y le fue dado dominio, gloria y reino, para que todos los pueblos, naciones y lenguas le sirvieran; su dominio es dominio eterno, que nunca pasará, y su reino uno que no será destruido. (Daniel 7:13-14)

Para que podamos entender mejor, exactamente cuándo Jesús apareció y lo que ocurrió a continuación, como siempre, tenemos que estudiar Daniel y Apocalipsis juntos. De hecho, la misma escena se encuentra en Apocalipsis 4 y 5. En Apocalipsis 4 tenemos la descripción de la sala del tribunal y del Padre en Su trono. La puerta abierta en el versículo 1 es la puerta al lugar santísimo del 22 de octubre de 1844. Pero Jesús aparece en la escena recién a partir del capítulo 5, cuando se hace la gran pregunta: "¿Quién es digno de abrir el libro con los siete sellos?" Cuando Jesús recibe el libro de la mano de Su Padre, adoran los 24 ancianos y proclaman la razón por qué todo el dominio, la gloria y el reino fueron dados al cordero:

Y cantaban un nuevo cántico, diciendo: Digno eres de tomar el libro y de abrir sus sellos; porque tú fuiste inmolado, y con tu sangre nos has redimido para Dios, de todo linaje y lengua y pueblo y nación; y nos has hecho para nuestro Dios reyes y sacerdotes, y reinaremos sobre la tierra. (Apocalipsis 5:9-10)

La adjudicación del dominio, de la gloria y del reino comenzaron poco después del inicio del juicio y duró un lapso de tiempo, y sólo entonces fue abierto el primer sello por el mismo Jesús:

Vi cuando el Cordero abrió uno de los sellos, y oí a uno de los cuatro seres vivientes decir como con voz de trueno: Ven y mira. Y miré, y he aquí un caballo blanco; y el que lo montaba tenía un arco; y le fue dada una corona, y salió venciendo, y para vencer. (Apocalipsis 6:1-2)

Muchos adventistas han atacado el estudio de Orión diciendo que no habría ningún período de solapamiento de dos años entre el comienzo del juicio en Apocalipsis 4 y la apertura del primer sello en Apocalipsis 6 y que el reloj que apunta al primer sello en 1846, por lo tanto, sería un error. Lo contrario es el caso. Incluso los textos bíblicos de Daniel y Apocalipsis insisten en tal diferencia del tiempo y en una fase de transición. Durante este período, sólo la verdad que el juicio había comenzado en el santuario celestial fue predicada, independientemente de la verdad del sábado. Recién cuando Elena G. de White y su esposo aceptaron el sábado en el otoño de 1846 por el libro de Joseph Bates que fue poco antes impreso en agosto de 1846, empezó el jinete blanco del primer sello, el evangelio puro, nuevamente a montar. Cualquiera que niegue esto, se opone a la verdad bíblica e histórica.

Y no sólo esto. Él se opone a una visión divina de Elena G. de White misma que la recibió en 1847, y ésta visión debería haber hecho pensar a los adventistas desde mucho tiempo. Era la visión del "fin de los 2300 días", en la cual la diferencia de tiempo entre la entrada del Padre y la entrada del Hijo al santuario celestial se describe directamente de la boca de Dios:

Vi al Padre levantarse del trono, y en un carro de llamas entró en el lugar santísimo, al interior del velo, y se sentó. Entonces Jesús se levantó del trono, y la mayoría de los que estaban prosternados se levantó con él. No vi un solo rayo de luz pasar de Jesús a la multitud indiferente después que él se levantó, y esa multitud fue dejada en perfectas tinieblas. Los que se levantaron cuando se levantó Jesús, tenían los ojos fijos en él mientras se alejaba del trono y los conducía un trecho. [Esto marca un período de tiempo especial en 1844 sobre que escribiremos más tarde.] Alzó entonces su brazo derecho, y oímos su hermosa voz decir: "Aguardad aquí; voy a mi Padre para recibir el reino; mantened vuestras vestiduras inmaculadas, y dentro de poco volveré de las bodas y os recibiré a mí mismo." Después de eso, un carro de nubes, cuyas ruedas eran como llamas de fuego, llegó rodeado de ángeles, adonde estaba Jesús. El entró en el carro y fue llevado al lugar santísimo, donde el Padre estaba sentado. [La entrada de Jesús en el Lugar Santísimo en el 22 de octubre de 1844.] Allí contemplé a Jesús, el gran Sumo sacerdote, de pie delante del Padre. En la orla de su vestidura había una campana y una granada; luego otra campana y otra granada. Los que se levantaron con Jesús elevaban su fe hacia él en el lugar santísimo, y rogaban: "Padre mío, danos tu Espíritu." Entonces Jesús soplaba sobre ellos el Espíritu Santo. En ese aliento había luz, poder y mucho amor, gozo y paz. [La verdad del sábado dada en 1846] {PE 55}

Nosotros ya tratamos detalladamente este tema en el artículo sobre los 1335 días. Así como los judíos fueron dejados en la oscuridad cuando el evangelio se fue a los gentiles, así el resto de la cristiandad se quedó en la ignorancia espiritual cuando se habían apartado de la fe en el mensaje del primer y del segundo ángeles. La visión continua a describir el estado terrible de aquellos que habían dejado su antigua fe y habían rechazado la nueva luz. Ellos habían desechado por causa de la gran decepción tanto la doctrina del santuario como la luz del sábado en el mensaje del tercer ángel:

Me di vuelta para mirar la compañía que seguía postrada delante del trono y no sabía que Jesús la había dejado. Satanás parecía estar al lado del trono, procurando llevar adelante la obra de Dios. Vi a la compañía alzar las miradas hacia el trono, y orar: "Padre, danos tu Espíritu." Satanás soplaba entonces sobre ella una influencia impía; en ella había luz y mucho poder, pero nada de dulce amor, gozo ni paz. El objeto de Satanás era mantenerla engañada, arrastrarla hacia atrás y seducir a los hijos de Dios. {PE 55, 56}

Aquellos que se resisten a la influencia del Espíritu Santo y se oponen a la nueva luz a pesar de toda la evidencia que, sin embargo, aún requiere de fe, terminan finalmente bajo la influencia de las fábulas de Satanás. Es un espíritu falso, un falso despertar y una luz falsa vertida sobre ellos por el enemigo de las almas que les arrastra a la ruina.

La puerta de la gracia para la iglesia cristiana comenzó a cerrarse en el 22 de octubre de 1844. Sólo aquellos que se mantuvieron firmes a pesar de la decepción podrían pasar la próxima prueba... la aceptación o el rechazo de la verdad del sábado del séptimo día. En el otoño de 1846, sólo el movimiento de los 12 pioneros adventistas se había decidido por las verdades del santuario y del sábado, por lo que fue capaz como la iglesia purificada por Dios de comenzar un nuevo ciclo de sellos e iglesias. Dios les dio a las otras iglesias dos completos años para arrepentirse y luego cerró la puerta al lugar santísimo para ellas. A continuación, se le permitió a Satanás, a ejercer sobre ellas una influencia impía a través de la cual ellas ya no serían capaces de reconocer como iglesias organizadas la verdad presente.

En estos dos años del período de transición, la ceremonia de coronación de Jesús se llevó a cabo en el lugar santísimo y por lo tanto la mujer lleva la corona en su cabeza como símbolo de la corona de Jesús, mientras ella está vestida de Jesús como el Sol de Justicia durante el tiempo de la era cristiana. Si se trata de la luna, que señaló a Jesús en el servicio de las ceremonias, o del sol, que mostró la intercesión de Jesús, o de la corona que simboliza el rey y sumo sacerdote Jesús al rango de Melquisedec, siempre es Jesús que rodea a la iglesia verdadera de Dios y la muestra al mismo tiempo en su crecimiento en la verdad presente. Quien habrá descifrado todos los símbolos, habrá llegado al fin y acompañará a Jesús en el viaje hacia la Nebulosa de Orión.

Muchos adventistas por desgracia ignoran el cambio de los símbolos en Apocalipsis 12:1 de la transición de la iglesia cristiana a la Iglesia Adventista y creen que el progreso del tiempo ya termina con la mujer y que la mujer llega hasta el fin. Pero el simbolismo va más allá. Así como la estatua de Daniel comenzando desde la cabeza muestra los grandes reinos del mundo hasta su fin por causa de la gran piedra que rompe los pies, y de esta manera describe la historia finita del imperio en declive de Satanás, así la imagen de la mujer de Apocalipsis 12 cuenta la edificación del reino infinito de Dios desde su piedra angular en el sentido contrario de abajo hacia arriba, y la mujer misma no es el último símbolo de este orden. La Iglesia ASD, que iba a surgir de la iglesia cristiana está representada por la corona de la mujer de Apocalipsis 12.

Pero aún ésta iglesia iba a apostatarse de un evangelio puro. En el otoño de 1846, un nuevo ciclo de sellos e iglesias había comenzado, que fue escrito en el libro de los siete sellos en Orión mostrando los pecados de la Iglesia ASD por el mismo dedo de Dios. Los mayores fracasos de esta iglesia, que había recibido casi infinita luz por el espíritu de profecía de Elena de White, fueron grabados por Dios para que la última generación de los 144.000 podría aprender de esos errores. Elena G. de White asumió el papel del profeta anunciador para la luz de prueba que traerá el próximo zarandeo. Ya en su primera visión de 1844, ella anunció el tiempo de la lluvia tardía y el tiempo del sellamiento de los 144.000, y apenas tres años más tarde recibió su visión de Orión, de la voz de Dios y de la Santa Ciudad, que también vendrían desde allí. Ella se vio inducida por Dios de estimar un sueño de Guillermo Miller como dado por Dios. Este sueño predijo el "segundo Miller" y fue incluido en los Primeros Escritos de la Iglesia Adventista como una profecía.

Cuando el mensaje de Orión fue publicado en 2010 y las joyas perdidas de Guillermo Miller fueron "encontradas y limpiadas", exactamente como el sueño de Guillermo Miller lo predijo, el hombre, que podía leer el reloj de Orión con la ayuda del Espíritu Santo, se reconoció a sí mismo como el prometido "segundo Miller". Él llegó a ser el "profeta" recolector para la última generación, y a partir de 2010 comenzó a buscar activamente a las personas que iban a reconocer éstas verdades y que estarían dispuestos a enseñarlas.

Elena G. de White había anunciado la puerta abierta de la siguiente manera: "Sobrevinieron sombrías y densas nubes que se entrechocaban unas con otras. La atmósfera se partió, arrollándose hacia atrás, y entonces pudimos ver en Orión un espacio abierto de donde salió la voz de Dios. Por aquel espacio abierto descenderá la santa ciudad de Dios." Y John Scotram vio con su ojo espiritual dentro de este espacio abierto a su Señor Jesucristo intercediendo ante el Padre con Su sangre. Mientras que los adventistas cada vez más perdieron la fe en la doctrina del santuario y la comprensión del santuario celestial, comenzaron a unirse aquellos que levantaron sus cabezas, vieron abiertos los cielos, y miraron detrás del velo de la Nebulosa de Orión y se dieron cuenta que el Padre pronto abandonaría el santuario y que el mismo Jesús presidiría el Juicio de los Vivos.

A partir de la primavera de 2010, una puerta abierta fue puesta ante la Iglesia ASD. Sin embargo, ellos los adventistas rechazaron la nueva luz con vehemencia como algo peligroso. Que esto pasaría fue visto por Elena G. de White en una visión y ella lo anunció:

En las iglesias habrá una manifestación maravillosa del poder de Dios, pero no obrará en favor de aquellos que no se han humillado ante el Señor ni abierto la puerta del corazón mediante la confesión y el arrepentimiento. En la manifestación de ese poder que ilumina la tierra con la gloria de Dios, sólo verán algo que en su ceguera considerarán peligroso, algo que despertará sus temores, y se afirmarán para resistirlo. Debido a que el Señor no actúa de acuerdo con sus ideas y expectativas, se opondrán a la obra. "¿Por qué -dicen- no debiéramos nosotros conocer al Espíritu de Dios, cuando hemos estado en la obra por tantos años?"-RH Extra, 23 de diciembre de 1890. - Porque ellos no respondieron a las advertencias, a los ruegos de los mensajes de Dios, sino persistentemente dijeron, “yo soy rico, y me he enriquecido, y de ninguna cosa tengo necesidad.” Talento, mucha experiencia, no hará a los hombres canales de luz, a menos que ellos se coloquen a sí mismos bajo los brillantes rayos del Sol de Justicia, y sean llamados, y escogidos, y preparados para la dotación del Espíritu Santo. Cuando los hombres quienes manejan cosas sagradas se humillan a sí mismos bajo la poderosa mano de Dios, el Señor los elevará. Él hará de ellos hombres de discernimiento - hombres ricos en la gracia de Su Espíritu. Los fuertes rasgos egoístas de sus caracteres, su terquedad, se verá en la luz brillante de la Luz del Mundo. "Yo vendré pronto a ti, y quitaré tu candelero de su lugar, si no te hubieres arrepentido." Si buscas al Señor con todo tu corazón, Él será encontrado por ti. {RH, 23 de diciembre de 1890, art. B, par. 18} [Traducido]

Dios quiso dar al Movimiento del Tercer Ángel, que había sido apoyado por la mensajera de Dios, Elena G. de White durante tanto tiempo, finalmente la lluvia tardía, pero cuando llegó, nadie estaba dispuesto a reconocer el mensaje de lo que era. El mensaje de Orión fue rechazado por la mayoría como fijar fechas sin que ellos lo hubieran estudiado, y el Buque del Tiempo fue desechado, aunque con éste se confirmó una vez más que la Iglesia ASD era la Iglesia elegida de Dios para el tiempo del fin y que ella tenía la verdad.

Justo antes del clamor de media noche y en el clamor de medianoche mismo, las iglesias cristianas habían sido advertidas tres veces antes sobre el comienzo del cierre de la puerta de la gracia para ellos (en 1843, en la primavera de 1844, en el 22 de octubre de 1844) y de la misma manera Dios iba a repetir de nuevo éste detalle típico en el cierre de la puerta de la misericordia para la Iglesia Adventista. Debido a las líneas del tiempo señaladas en Daniel 12, reconocieron John Scotram y sus amigos que grandes acontecimientos estaban por ocurrir en el 27 de febrero de 2012, el 5 de abril de 2012, y el 5 de mayo de 2012 y amonestaron a la Iglesia Adventista a arrepentirse de los pecados y desviaciones de la senda recta que Dios la mostró. Las advertencias fueron ridiculizadas y comenzó la caza de los "herejes orionistas" dentro de la Iglesia Adventista. Mientras tanto, habían acontecido grandes cosas en el santuario celestial, que sólo podían ver aquellos que Dios les había abierto el cielo. El Padre abandonó en el 26/27 de febrero el santuario y se fue en 40 días hasta el 5/6 de abril al umbral del patio, para Su defensa en la corte que decidiría últimamente el gran conflicto con el acusador Satanás. Así Jesús fue designado de ser el Juez Supremo del universo y el Juicio de los Vivos comenzó en el 5/6 de mayo de 2012. Todo esto describimos en la serie de artículos La Advertencia Final.

Debido a la aparente decepción, que todavía en la tierra estos acontecimientos celestiales no fueron acompañados por los eventos clave esperados por los adventistas, tales como la ley dominical en los Estados Unidos o las bolas de fuego, muchos perdieron su fe en la verdad presente,  ya como en el 22 de octubre de 1844, porque no tenían ojos espirituales que podrían traspasar el velo al santuario celestial. La puerta de la misericordia para la Iglesia Adventista había comenzado a cerrarse, y como las iglesias protestantes antes de ella y como el pueblo judío en el tiempo de Jesús, no tenían ni idea que su candelero estaba al punto de ser quitado permanentemente si no quisiera confesar y arrepentirse.

En el zarandeo, algunos fueron dejados al lado del camino. Los descuidados e indiferentes que no se unieron con quienes, apreciaban la victoria y la salvación lo bastante para perseverar en anhelarlas orando angustiosamente por ellas, no las obtuvieron, y quedaron rezagados en las tinieblas, y sus sitios fueron ocupados en seguida por otros, que se unían a las filas de quienes habían aceptado la verdad.-PE 271 (1858). {Eventos de los últimos días, p. 186}

Y una vez más Dios convocó un tiempo de transición, en el cual hubiera la posibilidad de volverse a Él. Cuando en el 5/6 de mayo de 2012 se había iniciado el Juicio de los Vivos imperceptiblemente para la gran mayoría de la Iglesia ASD, comenzó la cuenta regresiva para ésta denominación que fue tan ricamente dotada por Dios. El Espíritu Santo, sin embargo, había comenzado a retirarse y peores problemas en la Iglesia surgieron a partir de esta hora. Por ejemplo, la cuestión de la ordenación de mujeres llevó la Iglesia a la fragmentación y, sin embargo, nadie fue capaz de ver que el fin de la Iglesia Adventista del Séptimo Día organizada se perfiló exactamente como el Buque del Tiempo lo había indicado para 2012.

¿Pero cuándo exactamente comenzaría a cerrarse finalmente la puerta de la misericordia para la Iglesia Adventista? ¿Y qué acontecimiento marcaría el inicio de éste cierre de la puerta de la gracia? Incluso John Scotram y sus amigos se hicieron estas preguntas. Para determinar éste momento, tenemos que cavar más profundamente...

Las estrellas en la corona de la mujer

La corona de la mujer simboliza no sólo la corona de Jesús, sino también la corona obtenida por todos los que aceptaran y viviesen las nuevas verdades presentes que fueron reveladas durante el período de juicio desde 1844. Una corona se les dará a los fieles de la iglesia de Esmirna, que morirán al fin de los días durante la repetición del quinto sello como mártires, para que se completase el número de ellos.

No temas en nada lo que vas a padecer. He aquí, el diablo echará a algunos de vosotros en la cárcel, para que seáis probados, y tendréis tribulación por diez días. Sé fiel hasta la muerte, y yo te daré la corona de la vida. (Apocalipsis 2:10)

Cuando abrió el quinto sello, vi bajo el altar las almas de los que habían sido muertos por causa de la palabra de Dios y por el testimonio que tenían. Y clamaban a gran voz, diciendo: ¿Hasta cuándo, Señor, santo y verdadero, no juzgas y vengas nuestra sangre en los que moran en la tierra? Y se les dieron vestiduras blancas, y se les dijo que descansasen todavía un poco de tiempo, hasta que se completara el número de sus consiervos y sus hermanos, que también habían de ser muertos como ellos. (Apocalipsis 6:9-11)

La segunda corona del Apocalipsis es dada a la iglesia de Filadelfia que representa a los 144.000, los que habían entendido la voz de Dios con la proclamación del tiempo y no verán la muerte. Ellos serán guardados de la hora de la prueba, el tiempo de las plagas, ya que serán los santos pacientes que no habrán negado el nombre de Jesús durante la gran prueba a través de las leyes dominicales.

Por cuanto has guardado la palabra de mi paciencia, yo también te guardaré de la hora de la prueba que ha de venir sobre el mundo entero, para probar a los que moran sobre la tierra. He aquí, yo vengo pronto; retén lo que tienes, para que ninguno tome tu corona. (Apocalipsis 3:10-11)

Estos son los fieles testigos de Dios, aquellos seres creados que demostrarán la justicia de Dios en el último tramo del Gran Proceso. A ellos pertenece la corona. Una parte de ellos morirá, y con ellos miramos atrás al juicio de muertos. Otra parte ya no gustará la muerte, y con ellos miramos adelante al Juicio de los Vivos y por lo tanto a la vida eterna.

12 tronos en el gran círculo de los 24 tronos alrededor del trono de Dios en la sala del tribunal (Apocalipsis 4:4) estaban reservados simbólicamente para los pioneros de la iglesia adventista, y fueron ocupados por 168 años durante el tiempo del Juicio de los Muertos. Pero, ¿quién se sentará en el segundo semicírculo?

El símbolo de la corona de la mujer en Apocalipsis 12 ya no es el final. Para nosotros se queda todavía un detalle más:

Apareció en el cielo una gran señal: una mujer vestida del sol, con la luna debajo de sus pies, y sobre su cabeza una corona de doce estrellas. (Apocalipsis 12:1)

En el 5/6 de mayo de 2012, el día de la segunda Santa Cena recomendada por la comunidad del Movimiento del Cuarto Ángel bajo la dirección de John Scotram, se sentaron simbólicamente 12 hombres y mujeres en el segundo semicírculo alrededor del trono del juicio de Dios. Tras más de dos años de búsqueda dentro de los 17 millones de miembros de la Iglesia ASD en todo el mundo, John Scotram sólo logró a encontrar 12 personas que se habían entregado al Señor tan humildemente que ellos recibieron la luz del Cuarto Ángel, el Espíritu Santo, en la lluvia tardía. Una vez más hubo sólo 12, como antes, con los apóstoles y los pioneros adventistas que podrían avanzar al siguiente paso en el plan de salvación de Dios. Como Elena de White lo había predicho, no formaron una nueva organización, ni se separaron por si mismos de Iglesia Adventista, pero la Iglesia Adventista se negó a dar al Señor la honra por lo menos compartiendo una Santa Cena con estos hermanos, que habían reconocido la nueva verdad presente.

Con éste símbolo de las 12 estrellas de la corona de la mujer, Dios dio el número exacto de las personas que deberían ser los líderes de los 144.000. Ellos son representados por un número literal, porque deben recolectar las 12 tribus del nuevo Israel espiritual con 12.000 miembros de cada tribu. Ellos son los líderes de sus tribus y cada uno representa un rasgo de carácter que es típico de una de las tribus de Israel, lo que tienen que superar con la ayuda de Jesús. Éstas 12 personas fueron expuestos a pruebas difíciles antes que Dios les hiciera "ancianos" en el tribunal de los vivos. Ellos son los que servirán de guía para los sabios de Daniel 12:3, para que ellos puedan brillar como las estrellas con el mensaje de Orión.

Así, el Juicio de los Vivos se inició desapercibidamente para la gran mayoría y se llevó a cabo una prueba adicional para los pocos que iban a tener la obra para dar el fuerte clamor. Conscientes de que el tribunal de los vivos ya se había iniciado, se puso delante de ellos la cuestión del exacto fin del Juicio de los Muertos. En la serie de artículos sobre la Advertencia Final ya hemos compartido muchas conclusiones de nuestra propia experiencia con los lectores, pero aún para nosotros mucho se quedó poco claro y sólo con el tiempo el Espíritu Santo nos abrió las Escrituras sobre estos asuntos. Hoy tenemos una idea muy clara acerca de éste tiempo, el momento que marca el comienzo del cierre definitivo de la puerta de la misericordia para la Iglesia Adventista.

¿Cuándo terminará el Juicio de los Muertos?

Por algún tiempo, no entendíamos que, como en las fases anteriores, para avanzar a un más alto nivel del plan de la salvación había sido necesario un período de transición, ¡incluso en el cambio del Juicio de los Muertos al Juicio de los Vivos! Los tipos anteriores lo describen claramente. Por lo tanto, se asumió erróneamente que los eventos, como el gran cataclismo o la ley dominical, deberían haber ocurrido ya al comienzo del Juicio de los Vivos. Pero esto era una falacia y lo corregiremos ahora y lo mostraremos en todas sus consecuencias y en la forma correcta.

Incluso en el análisis del juramento de Jesús en Daniel 12 a los dos hombres cada uno en su lado respectivo del río, debería haber sido obvio para nosotros que Jesús había levantado las dos manos al mismo tiempo. Habíamos entendido perfectamente, que los dos hombres tenían que ser los representantes de los juicios de los muertos y de los vivos, y entendíamos también que el tiempo del Juicio de los Muertos era escondido en la propia imagen (7 * 2 * 12 = 168 años), y que Jesús expresó la duración del Juicio de los Vivos en el juramento en forma hablada (por un tiempo, tiempos y medio tiempo = 3 1/2 años). Pero si se iniciarían los dos tiempos sin traslapo, entonces Jesús tendría que levantar primero una mano para sólo un hombre y después una mano para el otro hombre, a lo cual se dirige el texto hablado del juramento. El levantamiento simultáneo de ambas manos, como lo dice el texto bíblico, ya sugiere un período de transición.

Además, teníamos algunos errores de precisión en el reloj de Orión, que son disculpables si se toma en cuenta que somos solamente estudiantes. ¿Cuándo exactamente comenzó a marchar el reloj de Orión, o cuándo  exactamente comenzó el Juicio de los Muertos? La respuesta es simple: El 22 de octubre de 1844, al inicio del Día de la Expiación.

Ahora resultan dos cuestiones, que no nos hicimos antes con todo detalle, porque estábamos constantemente expuestos a la hostilidad de los fanáticos oponentes de fijar fechas en las filas de los adventistas que nos querían detener una y otra vez para que no anunciáramos puntos más precisos del tiempo:

  1. ¿Cuándo exactamente comienza un año en el reloj de Orión?
  2. ¿Cuándo exactamente terminan los 168 años del reloj de Orión?

Hay una pregunta más que es interesante: "¿Por qué describe Dios en la Biblia dos diferentes comienzos de años?" Cuando tengamos las respuestas a nuestras preguntas en este artículo, vamos a saber también la respuesta a esta pregunta.

Temprano en la presentación de Orión, con la cual todo había comenzado en 2010, se calculó que la distancia entre dos ancianos que marcan las horas del reloj, es exactamente 7 años. En otras palabras: 168 años terrenales del día del juicio celestial de 24 horas celestiales se comparten a 24 intervalos de tiempo en la tierra de 7 años. Deberíamos habernos dado cuenta inmediatamente que esto corresponde a un ritmo particular que Dios había declarado más de 3500 años atrás a Moisés:

Jehová habló a Moisés en el monte de Sinaí, diciendo: Habla a los hijos de Israel y diles: Cuando hayáis entrado en la tierra que yo os doy, la tierra guardará reposo para Jehová. Seis años sembrarás tu tierra, y seis años podarás tu viña y recogerás sus frutos. Pero el séptimo año la tierra tendrá descanso, reposo para Jehová; no sembrarás tu tierra, ni podarás tu viña. Lo que de suyo naciere en tu tierra segada, no lo segarás, y las uvas de tu viñedo no vendimiarás; año de reposo será para la tierra. Mas el descanso de la tierra te dará para comer a ti, a tu siervo, a tu sierva, a tu criado, y a tu extranjero que morare contigo; y a tu animal, y a la bestia que hubiere en tu tierra, será todo el fruto de ella para comer. (Levítico 25:1-7)

Pero, ¿dónde está declarado, cuándo un año de este ciclo comienza? Dios lo explica en los próximos tres versos y también establece el ciclo adicional de los años de jubileo:

Y contarás siete semanas de años, siete veces siete años, de modo que los días de las siete semanas de años vendrán a serte cuarenta y nueve años. Entonces harás tocar fuertemente la trompeta en el mes séptimo a los diez días del mes; el día de la expiación haréis tocar la trompeta por toda vuestra tierra. Y santificaréis el año cincuenta, y pregonaréis libertad en la tierra a todos sus moradores; ese año os será de jubileo, y volveréis cada uno a vuestra posesión, y cada cual volverá a su familia. (Levítico 25:8-10)

El recuento de los años dentro del ciclo sabático se determina en acuerdo con el mayor festival anual recurrente judío, ¡el Día de la Expiación!

Sin embargo, en los artículos de la serie de las sombras habíamos conocido el mes de Abib como principio del año judío. Es un hecho que la Biblia conoce estos dos inicios diferentes del año. Muchos creen que se trata de los comienzos del año "religioso" y "político" que no es completamente correcto. Desde que los dos inicios del año se basan en las instrucciones de Dios, ¡ambos son, por naturaleza, "religiosos"! La observación del Rosh Hashaná introducido mucho más tarde por los rabinos, que establece el primer día de Tishri de la Fiesta de las Trompetas como el comienzo del año nuevo, no es bíblico. Si lo desea, se puede llamar esto el comienzo del "año nuevo político" y así lo ven los judíos hoy en día.

Pero bíblicamente hay dos recuentos de años... el año festivo, que comienza con la fiesta primaveral de Pascua en el mes primero con el día 14 de Abib, y el recuento de los años sabáticos, que siempre comienza en el día 10 de Tishri con el Día de la Expiación en el otoño. Dios ya ha demostrado con estos dos inicios de años que hay dos principales profecías conectadas a cada uno de los dos diferentes recuentos de años.

Es lógico por dos razones que se asigne al reloj de Orión el conteo de los años sabáticos:

  1. La distancia entre dos ancianos es exactamente 7 años, que corresponde al recuento de los años sabáticos.
  2. El reloj de Orión comienza con un Día de la Expiación, el 22 de octubre de 1844.

Por otra parte, cada línea de tiempo del Buque del Tiempo o sea de la Lista de los Gran Sábados, consiste en combinaciones de los cumplimientos de los días festivos correspondientes a las temporadas festivas de la primavera y del otoño. Por lo tanto, comienza un año en el Buque del Tiempo con las fiestas de la primavera en el mes de Abib. De esa manera, Dios ha establecido en Su sabiduría 3500 años atrás dos diferentes inicios del año, cuyo significado profético iba a ser descifrado recién en el fin de los tiempos por el estudio de Orión y el estudio del Buque del Tiempo.

Conocíamos a través del reloj de Orión puras fechas de años, sin saber exactamente cuándo comenzarían estos años. Pero siempre había sólo dos posibilidades, ya sea con la Pascua en la primavera o en el otoño con el Día de la Expiación. Sólo que a nosotros este hecho se nos escapó y que simplemente elegimos las fiestas primaverales para nuestros cálculos. Ahora que conocemos el asunto mejor y comprendemos el reloj de Orión de acuerdo con el ciclo sabático, esto nos lleva a grandes consecuencias e implicaciones importantes para la exactitud del cumplimiento de ciertas profecías y períodos de tiempo.

Así que, cuando leemos una fecha de año en el reloj de Orión, tenemos que entender que este año comienza en el otoño con el día de Yom Kipur del año correspondiente, y no termina sino hasta el año siguiente en su día de Yom Kipur correspondiente. Por otra parte, si leemos un año en el Buque del Tiempo, éste comienza en la primavera con el primer cumplimiento posible de la Pascua y se va de nuevo hasta la próxima. Curiosamente (y esto tal vez es tema de otro artículo), se distribuye el ministerio de Jesús en nuestro Comentario Bíblico en la "Armonía de los Evangelios" de Pascua a Pascua, con sus primeros seis meses comenzando en consecuencia en el otoño en los cuales se anotan solamente pocos eventos.

¿Puede ser que los 144.000 reflejan en su ministerio los tres años y medio del ministerio de Cristo como antitipo, solamente trasladado por un medio año de Día de la Expiación a Día de la Expiación?

Desde el inicio del Juicio de los Vivos en el 5/6 de mayo de 2012, los 24 ancianos estaban sentados al mismo tiempo en dos semicírculos alrededor del trono de Dios para un período de transición ordenado por Dios, porque el Juicio de los Muertos no se había terminado y los pioneros adventistas simbólicamente todavía seguían tomando su lugar, mientras al mismo tiempo el Juicio de los Vivos ya había comenzado y los 12 ancianos, que son retratados por las 12 estrellas de la corona de la mujer, también ya habían tomado sus asientos.

¿Qué sucederá en el Gran Día de la Expiación de 2012?

Mientras que nuestros hermanos ASD se rieron de nuestras pequeñas frustraciones en la primavera de 2012, nosotros como los pioneros adventistas seguimos buscando la verdad y fuimos recompensados. Nos dimos cuenta de que "2012" según el reloj de Orión comenzaría recién en el otoño de 2012 y durará aún hasta el otoño de 2013. También entendíamos que nuestro ministerio debe ser un reflejo del ministerio de Jesús en la tierra de tres años y medio y estudiábamos los acontecimientos en los primeros seis meses de Jesús y encontrábamos que había un acuerdo casi perfecto con nuestro servicio. Muy pocas cosas habían sucedido en este primer semestre del servicio de Jesús en la tierra, pero sucedieron cosas correspondientes al tipo con nosotros. Quien quiere estudiar por sí mismo sobre esto, puede hacerlo en la "Armonía de los Evangelios" en el tomo 5 del Comentario Bíblico ASD en español en las páginas 184-193. Aquellos que pronto pertenecerán a los 144.000 en breve aprenderán de nosotros mismos, lo que ha ocurrido en los últimos seis meses con nosotros.

El gran evento, con el cual el ministerio de Jesús en la tierra realmente comenzó, era Su primera limpieza del templo durante la Pascua en el año 28 DC. Entonces Jesús echó a todos los comerciantes del templo, que habían deshonrado la casa de Su Padre. Y por lo que suponemos que habrá una limpieza del templo de los ASD, en la que aquellos serán expulsados por Dios de la iglesia, que la ven solamente como un negocio. Todo esto se iniciará trasladado por un medio año, porque nuestro conteo de años comienza en el otoño con el Día de la Expiación en vez de la primavera con la Pascua. Curiosamente, la mayoría de los "ancianos" se encuentran ahora en Paraguay, donde las estaciones son opuestas a las del hemisferio del norte. El Día de la Expiación es aquí un "festival de la primavera", como la Pascua de la época de Jesús en Jerusalén.

Cuando miramos al tipo de Jesús en la purificación del templo, debe acontecer un evento que Le enojará tanto, que en consecuencia comienza a cerrar la puerta de la gracia para la Iglesia Adventista del Séptimo Día, y sentenciar a todos aquellos de la Iglesia o sea del templo, que se mancharon con una culpa tan grande como la lapidación de Esteban o el rechazo de la verdad del sábado. Tiene que ser una cosa terrible con que la Iglesia ASD sellará su destino. Incluso tiene que corresponder al pecado contra el Espíritu Santo.

¿Puede ser que ya viene la ley dominical? No, porque no hemos analizado por completo el símbolo de las "12 estrellas en la corona de la mujer". ¿Quién es en este tiempo después del Día de la Expiación del año 2012 el profeta anunciador y quién el profeta recolector? Para entender esto, debemos primero recordar que todavía hay aun otra puerta abierta y aun otra puerta de la gracia que se va a cerrar: la puerta abierta al último arca para salir de este planeta rumbo a Orión y la puerta de la gracia para toda la humanidad, que se va a cerrar de acuerdo a nuestros estudios después del Juicio de los Vivos. Este cerrar de la última puerta de la misericordia de Dios, se proclamará de nuevo por un profeta anunciador y un profeta recolector.

Elena de White predijo que se unirá el mensaje del Cuarto Ángel con el mensaje del tercer ángel, y que este será el fuerte clamor que llamará afuera de las iglesias babilónicas a los últimos fieles de Dios. Aquí habrá dos recolecciones entre todas las naciones de la tierra... una vez la recolección de los 144.000 que no verán la muerte y la recolección de los mártires, que todavía tienen que morir para completar el número junto con sus sucesores. Como el Clamor de Medianoche fue el "profeta" anunciador cuando se cerró la puerta de la gracia para las iglesias cristianas, así el Fuerte Clamor será el "profeta" anunciador para el resto de la humanidad.

En él, los mensajes de dos ángeles se habrán unido: El mensaje del tercer ángel, que advierte contra la aceptación de la marca de la bestia (la veneración del domingo) y el mensaje del Cuarto Ángel, que trae el factor tiempo al juego y muestra los pilares necesarios para formar un carácter seguidor de Cristo. El mensaje del Cuarto Ángel también destaca las terribles consecuencias que conllevaría un fracaso de una sola persona de los 144.000 para Dios y el universo entero.

¿Cuál es el objetivo del Fuerte Clamor? ¡El sellamiento de los 144.000, de los mártires y de la gran multitud! Entonces, ¿quién es el "profeta recolector"? Sin duda Aquel que pone el sello, el Espíritu Santo mismo, el Ángel con el tintero de Ezequiel 9 (¡lea con cuidado!). Aquellos quienes habrán fracasado de obedecer al Fuerte Pregón serán culpables del mismo pecado contra el Espíritu Santo como los de antes en todas las etapas del plan de salvación. También es interesante que Jesús mismo trabajó como un ser humano en el primer cambio de la era de los judíos al cristianismo y ahora Su contraparte omnipresente, el Espíritu Santo.

¡Y ahora debemos pensar profundamente una vez más! ¿Qué significa la unión del tercer y Cuarto Ángeles para el Fuerte Clamor? ¿Cuándo se iniciará el cierre de la puerta de la gracia para la humanidad? ¿Cuál es la prueba por la que se lleva a cabo el último zarandeo de la humanidad? Todos los adventistas lo saben: Es la ley dominical, ¡lo que hará la observancia del sábado muy difícil! La Iglesia ASD como el movimiento del tercer ángel advirtió por 168 años de la inminente ley dominical mundial, que tendrá su salida particularmente en los EE.UU. Pero todavía nadie podría recibir esta marca de la bestia, ya que esta ley tiene que estar en vigencia para que alguien pueda caer por causa de ella. Así que, es la primera fase del cierre de la puerta de la gracia para la humanidad y no, cómo muchos asumen, el cierre de la puerta de la gracia para la Iglesia Adventista. Todas las personas serán probadas por la ley dominical y no sólo los miembros ASD. Tiene que ser algo diferente, justo antes de la venida de la ley dominical, que inicia el cierre de la puerta de la gracia para la Iglesia ASD, algo tan terrible como la adopción de la observancia del domingo.

La única cita de Elena G. de White que siempre se utiliza para indicar, que la puerta de la gracia se cerraría para la Iglesia Adventista con la ley dominical, es la siguiente:

Las filas raleadas serán llenadas por aquellos a quienes Cristo representó como viniendo a la undécima hora. Hay muchos con quienes el Espíritu de Dios está contendiendo. El tiempo de los juicios destructores de Dios es el tiempo de la misericordia para aquellos que [hasta el momento] no han tenido oportunidad de aprender qué es la verdad. El Señor los mira con ternura. Su corazón misericordioso se conmueve, su mano todavía se extiende para salvar, mientras la puerta se cierra1 para aquellos que no quisieron entrar . Será admitido un gran número de los que en los últimos días oirán la verdad por primera vez.-Carta 103, 1903. {Eventos de los últimos días, p. 186}

Nota 1: "se cierra". La traducción en español está errónea. En el inglés original se lee "is closed" que significa "está cerrada"]

Es muy correcta la idea, que en la época del pequeño tiempo de angustia justo antes del cierre de la puerta de la misericordia para la humanidad, la puerta de la gracia para la Iglesia Adventista ya estará cerrada, pero no hay ninguna base para concluir que el cierre de la puerta de gracia para la Iglesia Adventista sería causado por la ley dominical. Esto no se puede concluir de esta cita arriba.

Por el contrario, la proclamación de la ley dominical tan largamente esperada constituye el último acto en el drama e iniciará el cierre de la puerta de la gracia para la humanidad, que debe ser sometida en su totalidad a esta prueba, para que todo el mundo habrá decidido y tomado su posición con Emmanuel o con el enemigo de las almas.

Para completar la imagen de las estrellas de la corona de la mujer, debemos plantearnos la pregunta de ¿qué acontecimiento terrible, finalmente, cerraría la puerta de la misericordia para la humanidad? También, podemos identificar la más probable posibilidad por el testimonio del Espíritu de Profecía, y corresponde a la lapidación de Esteban por los judíos: El decreto de muerte definitiva para el exterminio completo de los observadores del sábado. Lo bueno es, que sabemos que su ejecución se retrasará por casi un año según el tipo de Éster, el año en el cual caerán las plagas, y que los 144.000, que tienen un sello especial de Dios, sobrevivirán este tiempo.

Pero todavía nos enfrentamos con la pregunta, lo que es la terrible ofensa cometida por la Iglesia ASD en el día Yom Kipur de 2012, para que comience a cerrar permanentemente su puerta de la gracia hacia la Nebulosa de Orión, para que ella nunca más pueda ver a dentro del santuario celestial. Para saber esto, debemos volver a examinar la cuestión de la fecha exacta del Día de la Expiación de 2012...

¿En qué día cae el Día de la Expiación de 2012?

Ahora que entendemos que los años del Orión y los años del Buque del Tiempo se superponen por un medio año, podemos deducir que el Juicio de los Muertos, que comenzó en el Orión en el 22 de octubre de 1844, no terminará hasta el día de Yom Kipur de 2012. Terminará en el otoño de 2012 con la consecución de la época de 168 años que fue profetizada por el mismo Jesús en el juramento de Daniel 12. A través del Buque del Tiempo nos enteramos también que el Juicio de los Vivos se inició en el 5/6 de mayo de 2012 con un período de 1260 días en la segunda Pascua posible de 2012. Esta superposición de nuevo representa un período de transición de un símbolo a otro de la mujer de Apocalipsis 12. Es la superposición por un medio año de las dos partes del juicio o la transición de la corona a las 12 estrellas contenidas en ella. Estas 12 estrellas en la corona de la mujer no son una nueva organización ASD, sino simplemente los remanentes de ella, que experimentaron la nueva luz primero al escuchar la voz de Jesús. Ellos prepararon la nueva luz con la ayuda del Espíritu Santo para darla a otros.

¿Cuál Día de la Expiación en el año 2012 debemos elegir como el comienzo de la purificación del Templo ASD? Sabemos a través del Buque del Tiempo y del calendario de Dios redescubierto en el estudio de Getsemaní, que hay dos posibles Días de la Expiación. Se puede decir que la cebada se encontró en 2012 en el mes primero posible, y por lo tanto el 27/28 de septiembre debe ser tomado como el Día de la Expiación. Pero hemos aprendido del Buque del Tiempo que los Gran Sábados son de suma importancia para Dios. Y el segundo Día de la Expiación posible de este año es en realidad un tal Gran Sábado. ¡Se llevará a cabo el 26/27 de octubre de 2012 en el séptimo día de la semana! Así que tenemos que buscar un evento que se llevará a cabo en ese día y que es tan grave para Dios que Él comenzará a cerrar la puerta de la gracia para la Iglesia Adventista.

¿Qué va a pasar? ¿Qué hará el Señor, que actúa en los Grandes Sábados, para juzgar Su iglesia en el Juicio de los Vivos? ¡No lo sabemos!

Pero sabemos que la Iglesia ASD se enfrenta a un gran choque. Sabemos que ella está prácticamente destruida en su corazón por las muchas herejías y la infiltración de los jesuitas. Sabemos que la gran mayoría de los adventistas de hoy son tan mundanos como el resto del mundo y no se puede diferenciarles de los demás cristianos ecuménicos o incluso "paganos". Pero también sabemos que el Espíritu de Profecía dijo que va a ser limpiada. Sin embargo, ¡esto no dice cuántos quedarán después de la purificación!

El mensaje del Buque del Tiempo indica el fin de la Iglesia Adventista organizada para 2012 a través de un triplete de años correspondiente a 1861-1863. En estos años fue elegido el nombre de nuestra iglesia y la fundación de la Iglesia organizada se llevó a cabo. En estos tres años comenzó algo que terminará en el período de 2010 a 2012. Elena G. de White ha dejado claro que el nombre de la Iglesia ASD fue escogido e inspirado por Dios.

Somos adventistas del séptimo día. ¿Nos avergonzamos de nuestro nombre? Contestamos: "¡No, no! No estamos avergonzados de él. Es el nombre que el Señor nos ha dado. Nos señala la verdad que ha de probar a las iglesias" (Carta 110, 1902). {2MS, p. 442 }

Se trata del "Séptimo Día" en el nombre de la Iglesia que será la piedra de toque. Algunos de mis amigos y yo pensábamos por un momento que esto podría indicar que la Iglesia ASD cambiaría su nombre bajo la presión de la ley dominical y que así terminaría la organización, cuando ella se daría otro nombre para no provocar estorbo a las otras iglesias del Nuevo Orden Mundial. Un cambio de nombre de "Iglesia Adventista del Séptimo Día" a sólo "Iglesia Adventista" sería una traición a Dios mismo, quien le dio su nombre. ¡También sería una traición del sábado mismo, de la marca de Dios para Su pueblo!

Cuando los Adventistas del Séptimo Día traicionarían el sábado en su propio nombre, entonces seguramente habría venido el comienzo del fin para este pueblo. ¿Pero sería realmente necesario que la Iglesia ASD cambie su nombre cuando la ley dominical hubiere venido para conformarse con la veneración del domingo? No, ¡aún un muy claro "no"! ¡Incluso el papado habla desde hace tiempo en sus encíclicas sobre el séptimo día de reposo refiriéndose al domingo! En todas partes se enseña a las personas que el domingo sería el séptimo día de la semana. Ya hay calendarios en muchos estados en cuales la semana comienza con el lunes. Así que, simplemente decir: "Nosotros, los Adventistas del Séptimo Día guardamos el séptimo día de la semana como día sagrado de descanso", ahora ya no puede ser visto como un rechazo directo del domingo, porque el significado de este término ha sido totalmente distorsionado. Incluso los guardianes del sábado lunar, que observen el sábado cada mes en un día diferente, llaman a sí mismos "Adventistas del Séptimo Día", ya que dentro de un mes dado mantienen el ritmo del día de descanso de siete días. ¿Por qué un cambio de nombre por un liderazgo apóstata, cuando esto sólo sea para despertar al tigre dormido y el viejo nombre ya no estaría en contradicción con el Nuevo Orden Mundial?

Sin embargo, según el Buque del Tiempo debe tener algo que ver con el nombre que se le dio en 1861-1863 por Dios, y debe tener algo que ver con la profanación del día de reposo, y debe hacerse de manera tan oculta que una vez más la inmensa mayoría de las ovejas dormidas de la IASD no se dan cuenta de que su Dios es tan ofendido que incluso le da un portazo a Su propia Iglesia.

La traición al Dios Creador y a Sus días de reposo

Como nos dimos cuenta de todas estas cosas, sólo tomó una búsqueda en Google para averiguar qué delito el liderazgo jesuita de la IASD planifica para el 27 de octubre de 2012, a fin de que todos los que apoyan o toleran esta traición a Dios son conducidos a la perdición eterna. Y sobre todo me dolió el corazón cuando me di cuenta de que ya había escrito acerca de esta atrocidad aquí en el 14 de mayo de 2010 y advertí en mi sitio web que algo terrible se acerca. En aquel entonces, ya había encontrado un mensaje en la agencia alemana de la prensa ASD que muchos de mis lectores estimaron poco impresionante diciendo que el "Día de la Creación" ahora debe guardarse como parte del Movimiento Ecuménico en el primer viernes de septiembre. La Iglesia Adventista alemana también había comentado sobre esto, y publicó en el mismo artículo que "la Iglesia Adventista del Séptimo Día celebraría el Día de la Creación a finales de octubre".

Me asusté a muerte, porque era obvio que cada sábado era un memorial de la creación y del Creador, ¡y no sólo un único día de reposo una vez al año! Privar al sábado de la adoración y de la memoria del Creador sería una profanación del día de reposo sin igual. Ver el día de descanso semanal sólo como un día de descanso para el hombre, como un día en familia, o como un día libre de trabajo, es una práctica católica. Juan Pablo II ya lo representaba de esta forma en su encíclica infame "Dies Domini" en 1998 - simplemente no importa Dios en ese día, sino únicamente el hombre.

Pero nosotros los adventistas del séptimo día deberíamos saberlo mejor. Sin tener que copiar cientos de citas de Elena de White sobre esto, sólo quiero recordaros una vez más al texto original del cuarto mandamiento:

Acuérdate del día de reposo para santificarlo. Seis días trabajarás, y harás toda tu obra; mas el séptimo día es reposo para Jehová tu Dios; no hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas. Porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, Jehová bendijo el día de reposo y lo santificó. (Éxodo 20:8-11)

Es el único mandamiento que se inicia con la solicitud de un recuerdo: "Acuérdate del día de reposo." ¿Por qué lo recordamos? ¡Porque en seis días el Señor terminó la creación y descansó en el séptimo día!

¿Y por qué bendijo el Señor el día de reposo y lo santificó? ¿Porque el hombre necesita cada siete días por causa de su reloj físico un descanso del trabajo? ¿Porque el padre de la familia debe una vez cada siete días jugar con los niños? ¿Porque de lo contrario nos enfermamos? ¿Porque nos enloquecemos si no reposamos? ¿Porque de lo contrario jugamos con nuestros matrimonios? No, en el mandamiento simplemente está escrito que es porque Dios descansó de Su obra de creación en este día. Deberíamos pasar este día con Dios y, de hecho, en recuerdo pleno de Su maravillosa creación, y esto en los 52 sábados del año.

Pero, quienes declaran sólo un sábado del año como memorial de la creación, cometen traición al Dios Creador en los otros 51 sábados del año. Ellos transgreden 51 veces por año el mandamiento del sábado, ¡y ya una vez hubiera sido suficiente para hacerse culpables de la transgresión de todos los mandamientos! Si una completa iglesia organizada que tiene grabada en su nombre debido a la inspiración del Dios Creador la observancia del sábado y se la señaló por cientos de visiones y testimonios por el Espíritu de Profecía sobre la importancia y la santidad extrema del sábado, se atrevería a profanar el sábado de esta manera, entonces esto sería una bofetada en el rostro de Dios que Él contestaría con certidumbre.

"Bueno", pensé en mayo de 2010, "es sólo la Unión ASD del Norte de Alemania que ya había caído totalmente con el ecumenismo que proclamaba una vez más descaradamente el Día de la Creación. Además, ni siquiera hablaron de un Sábado de la Creación, sino sólo sobre un Día de la Creación." Sin embargo, yo había hecho una declaración casi profética en mi artículo:

Ellos todavía tienen una oportunidad, que Dios les perdona incluso a Su propia Iglesia Judas. Pero muy pronto, la puerta de la misericordia se cerrará para todos los que piensan que el Día de la Creación sería el primer viernes del septiembre y guardan éste y el domingo, la marca de la bestia, y luego una última vez más lamentarán juntos:
Y el tercer ángel los siguió, diciendo a gran voz: Si alguno adora a la bestia y a su imagen, y recibe la marca en su frente o en su mano, él también beberá del vino de la ira de Dios, que ha sido vaciado puro en el cáliz de su ira; y será atormentado con fuego y azufre delante de los santos ángeles y del Cordero; y el humo de su tormento sube por los siglos de los siglos. Y no tienen reposo de día ni de noche los que adoran a la bestia y a su imagen, ni nadie que reciba la marca de su nombre. (Apocalipsis 14:9-11)

Entonces busqué en Google el 27 de octubre de 2012 para saber si había algo que la Iglesia ASD mundial anuncia para ese día, que podría ser similar a una grave traición de su nombre, e inmediatamente lo encontré...

EL SITIO WEB OFICIAL DE LA CONFERENCIA GENERAL, QUE AHORA PROCLAMA MUNDIALMENTE EL SÁBADO DE CREACIÓN PARA EL 27 DE OCTUBRE DE 2012: www.creationsabbath.net

Sábado de Creación

Para que no haya duda acerca de los autores de este sitio web, aquí está el impreso oficial de los derechos de los autores que se encuentra allí:

©2012 Ministerial Association, General Conference | Seventh-day Adventist® Church.

[©Asociación Ministerial, Conferencia General, Iglesia Adventista del Séptimo Día®]

Desconocidamente para la gran mayoría de los adventistas, Satanás ha logrado hacer que la Iglesia ASD traicione su nombre dado por Dios, su misión de proclamar el mensaje del tercer ángel, su vocación y su Dios, el Dios del Sábado... y esto aún en un GRAN SÁBADO, que es además un DÍA DE LA EXPIACIÓN, y sobre todo si para este día el comienzo del cierre de su puerta de la gracia fue profetizado.

La condición de los judíos incrédulos ilustra el estado de los indiferentes e incrédulos entre los profesos cristianos, que desconocen voluntariamente la obra de nuestro misericordioso Sumo Sacerdote. En el servicio típico, cuando el sumo sacerdote entraba en el lugar santísimo, todos los hijos de Israel debían reunirse cerca del santuario y humillar sus almas del modo más solemne ante Dios, a fin de recibir el perdón de sus pecados y no ser separados de la congregación. ¡Cuánto más esencial es que en nuestra época antitípica de la expiación comprendamos la obra de nuestro Sumo Sacerdote, y sepamos qué deberes nos incumben! {CS, p. 483-484}

Los hombres no pueden rechazar impunemente los avisos que Dios les envía en su misericordia. Un mensaje fue enviado del cielo al mundo en tiempo de Noé, y la salvación de los hombres dependía de la manera en que aceptaran ese mensaje. Por el hecho de que ella había rechazado la amonestación, el Espíritu de Dios se retiró de la raza pecadora que pereció en las aguas del diluvio. En tiempo de Abrahán la misericordia dejó de alegar con los culpables vecinos de Sodoma, y todos, excepto Lot con su mujer y dos hijas, fueron consumidos por el fuego que descendió del cielo. Otro tanto sucedió en días de Cristo. El Hijo de Dios declaró a los judíos incrédulos de aquella generación: "He aquí vuestra casa os es dejada desierta." (S. Mateo 23: 38.) Considerando los últimos días, el mismo- Poder Infinito declara respecto de los que "no recibieron el amor de la verdad para ser salvos:" "Por lo tanto, les envía Dios operación de error, para que crean a la mentira; para que sean condenados todos los que no creyeron a la verdad, antes consintieron a la iniquidad." (2 Tesalonicenses 2: 10-12.) A medida que se rechazan las enseñanzas de su Palabra, Dios retira su Espíritu y deja a los hombres en brazos del engaño que tanto les gusta. {CS, p. 484}

Y en el emblema se atreven incluso a citar Juan 1 y por lo tanto Jesús como la Palabra de Dios, quien creó todo esto lo que pronto será destruido por las plagas y de nuevo a través de Su Palabra. ¡Qué triste es todo esto!

¿Es necesario que les diga, a quién fue traicionada la Iglesia ASD y qué o quién está realmente detrás del "Sábado de la Creación"?

¿Ya lo saben con seguridad? ¿Creen que es el ecumenismo, porque escribí sobre eso en el artículo "El Día de la Creación"? Entonces, consultan este artículo del 2 de septiembre de 2007. Ese mismo día, el Papa Benedicto XVI proclamó un día mundial para salvar la creación, el "Día para salvar la Creación". Comparen las palabras de la página "Sábado de la Creación" de la Conferencia General con las palabras del secuaz de Satanás en ese artículo sobre el "Día para salvar la Creación" y dense cuenta finalmente que la Conferencia General sólo hace lo que la primera bestia de Apocalipsis 13 dicta.

He investigado todo el sitio web de la Conferencia General sobre el sábado de la creación, intentando encontrar al menos un artículo o sermón que mostraría que el sábado fue transferido por la Iglesia Romana al domingo y que pronto se llevará a cabo una prueba de nuestra fidelidad a Dios por medio de las leyes dominicales: ¡Nada de nada! Pero sí, con tristeza, encontré muchos artículos y sermones, aún la gran mayoría, que ni siquiera contienen la palabra "sábado". Hablan del "Sábado de la Creación", pero ignoran el mismo sábado. Por favor, ¡tómense la molestia y averigüen por si mismos!

Si ustedes todavía no están completamente convencidos que la Conferencia General sólo da a este sábado en particular la importancia que en realidad todos los sábados merecen de acuerdo con el Cuarto Mandamiento en Éxodo 20, lean con cuidado lo que está escrito en la página principal de www.creationsabbath.net:

Así que, ¿por qué no deberíamos concentrarnos en nuestros cultos de adoración a Dios como nuestro Creador y lo que esto significa para nosotros en nuestra vida diaria?

El sábado del 27 de octubre de 2012, que fue designado como Sábado de la Creación:

  • "es una manera de reconocer a Dios como nuestro Creador y cuales implicaciones esta enseñanza bíblica tiene para nosotros ....
  • existe para crear un sentido de unidad mundial en la proclamación de esta creencia en una luz positiva."

Se puede leer en la página de web del CMI (Consejo Mundial de las Iglesias) sobre el día de la creación lo que significa este "sentido de unidad mundial". Es sobre el cambio climático, el calentamiento global y la contaminación del medio ambiente como un tema para todas las iglesias ecuménicas. Otra vez son los mismos contenidos que el Papa Benedicto había señalado en 2007. En verdad no es sobre el Creador, sino se trata de la humanidad que está a punto de destruir su medio ambiente. El "Día para salvar la Creación" del Papa, o el "Día de la Creación" que fue declarado como resultado por el ecumenismo, es un asunto serio para las iglesias de Babilonia, pero que la Iglesia Adventista del Séptimo Día se atreve de profanar el sábado a favor de un decreto papal, cierra definitivamente la puerta de la misericordia para ella.

¿Van a reaccionar como uno de los "amigos" adventistas de uno de mis compañeros en la tribulación, que respondió a la información de mi hermano sobre el inminente "Sábado de la Creación" y sus peligros, de la siguiente manera?

Hola J.:

He mirado al proyecto y con toda mi buena voluntad no puedo encontrar ni un rastro de problema con la dedicación de un sábado determinado en que se hagan programas especiales para honrar y alabar al Creador.

Al contrario:
Por causa que en el mundo industrial del occidente algunos adventistas dudan de la creación, hace perfecto sentido establecer un contrapeso que por lo menos puede proporcionar unidad y orientación entre los confundidos. Toda la iglesia está involucrada: desde los niños hasta los ancianos. Además, la Biblia nos dice que este día fue hecho exactamente para esto (Éxo. 20:11). Además, se hace hincapié aquí en contra del domingo, si se puede asegurar que el evento será más publicitado.

Así que, ¡ésta es una idea muy digna de apoyo y sin duda todos deben asistir!

Creo, que exageraste mucho en este asunto.

Saludos,
S.

Cuando se considera que un judío habría sido apedreado hasta la muerte en los tiempos bíblicos, cuando hubiera recogido leña en el sábado, se asombra sobre la ingenuidad del hermano adventista, que muy probablemente representa la gran mayoría de los adventistas que en EL 27 DE OCTUBRE DE 2012, EL GRAN SÁBADO DEL DÍA DE LA EXPIACIÓN, QUE MARCA EL FIN DE LOS 168 AÑOS DEL JUICIO DE LOS MUERTOS - "desde los niños hasta los ancianos" incluidos - saltarán como los lemmings de los acantilados de la perdición, a sabiendas o no, deshonrando al Creador, el cual ha bendecido y santificado todos los sábados como Sábados de la Creación.

Las palabras que Dios habló al profeta Ezequiel para enderezar la antigua casa de Dios, han encontrado su aplicación final en la Iglesia Adventista del Séptimo Día de hoy ...

Hijo de hombre, di a ella: Tú no eres tierra limpia, ni rociada con lluvia en el día del furor. Hay conjuración de sus profetas en medio de ella, como león rugiente que arrebata presa; devoraron almas, tomaron haciendas y honra, multiplicaron sus viudas en medio de ella. Sus sacerdotes violaron mi ley, y contaminaron mis santuarios; entre lo santo y lo profano no hicieron diferencia, ni distinguieron entre inmundo y limpio; y de mis días de reposo apartaron sus ojos, y yo he sido profanado en medio de ellos. Sus príncipes en medio de ella son como lobos que arrebatan presa, derramando sangre, para destruir las almas, para obtener ganancias injustas. Y sus profetas recubrían con lodo suelto, profetizándoles vanidad y adivinándoles mentira, diciendo: Así ha dicho Jehová el Señor; y Jehová no había hablado. El pueblo de la tierra usaba de opresión y cometía robo, al afligido y menesteroso hacía violencia, y al extranjero oprimía sin derecho.

Y busqué entre ellos hombre que hiciese vallado y que se pusiese en la brecha delante de mí, a favor de la tierra, para que yo no la destruyese; y no lo hallé. Por tanto, derramé sobre ellos mi ira; con el ardor de mi ira los consumí; hice volver el camino de ellos sobre su propia cabeza, dice Jehová el Señor. (Ezequiel 22:24-31)

¿Por qué el castigo de Dios no ha llegado todavía?

[Adición del 11 de septiembre de 2013]

Dios es misericordioso y justo. Elena G. de White dijo una vez en un sermón:

La higuera sin fruto

Dijo también esta parábola: Tenía un hombre una higuera plantada en su viña, y vino a buscar fruto en ella, y no lo halló. Y dijo al viñador: He aquí, hace tres años que vengo a buscar fruto en esta higuera, y no lo hallo; córtala; ¿para qué inutiliza también la tierra? El entonces, respondiendo, le dijo: Señor, déjala todavía este año, hasta que yo cave alrededor de ella, y la abone. Y si diere fruto, bien; y si no, la cortarás después. (Lucas 13:6-9) {HS 180.2}

La nación judía fue representada como la higuera que Dios había plantada en su viña. Él había elegido este pueblo para sí como propiedad. Ellos habían sido favorecidos en gran medida con las bendiciones temporales y espirituales, y él esperaba que ellos producirían frutos de justicia. Año tras año había venido a ellos con la esperanza de encontrar fruto, pero había encontrado ninguno. Había tenido mucha paciencia. La justicia instó, "Córtala, ¿para qué inutiliza también la tierra?" Pero la misericordia suplicó que haya otra prueba. El viñador se esforzará todavía una última vez para salvar el árbol sin fruto. El Hijo de Dios viene en persona para suplicar con el pueblo escogido. Él tomará sobre sí la humanidad, y les dará el ejemplo de su propia vida. Si esto no les llevara al arrepentimiento, sería la última prueba. "Y si no, la cortarás después." En la terrible destrucción que vino sobre la nación judía se lee el destino del árbol sin fruto. {HS 180.3}

Con el símbolo de la higuera, Cristo representa no sólo los judíos, sino todos los que habían sido negligentes en usar los dones del Cielo. Él nos ha dado más grandes bendiciones que se les concedió a su antiguo pueblo, y él reclama de nosotros fruto correspondiente a los dones otorgados. ... {HS 180.4} [Traducido]

Dios no cambia. Él siempre trata con Su pueblo elegido de la misma manera. La Iglesia Adventista es el pueblo elegido de hoy y debería haber sido consciente de que el 27 de octubre de 2012 habían pasado tres años desde el otoño de 2009, cuando Dios comenzó a derramar la Lluvia Tardía sobre el pueblo adventista en forma del mensaje de Orión, el Buque del Tiempo y el mensaje de Nuestra Alta Vocación, lo que debería haber madurado el fruto. Todos los años del penúltimo triplete del Buque del Tiempo (2010, 2011, 2012) Jesús vino a la viña con la esperanza de encontrar fruto en la higuera de su Iglesia Adventista, pero incluso en Su Cumpleaños como un ser humano, el día en que tomó sobre sí la humanidad, que era aún un Gran Sábado en el tercer año, el 27 de octubre de 2012, no podía encontrar fruto. En cambio, tuvo que ver como el propósito de este honorable día estaba desfigurado y hecho absurdo. El "Sábado de Creación" había tomado el lugar del Día Santo de Dios. En Su desesperación, Jesús instó al Espíritu Santo que cortara el árbol, pero el Consolador intercedió una vez más para el pueblo rebelde.

Un año más fue dado a la Iglesia; una oportunidad más, una prueba más, un último intento. La parábola de Jesús deja el fin abierto. La historia nos dice lo que Dios hizo a los judíos, y esto se describe de manera impresionante en el primer capítulo del Conflicto de los Siglos. Elena de White aplica ese capítulo también a nuestro tiempo presente. Por lo tanto, es una profecía condicional que tendrá un resultado correspondiente a la reacción de los líderes de la Iglesia Adventista. Si hay arrepentimiento, habrá gracia como con Nínive. Si la Iglesia permanece en sus pecados, la destrucción seguirá como en Sodoma y Gomorra.

Aquí está la respuesta oficial de la Iglesia Adventista al cavar y abonar por el Espíritu Santo durante el año adicional de gracia que termina definitivamente el 27 de octubre de 2013:

"El Sábado de Creación" 2013

¿Qué hará el León de la Tribu de Judá esta vez?

[Nota: En el artículo de La Voz de Dios se puede leer lo que realmente sucedió en el 26/27 de octubre de 2013.]

[Nota del mes de febrero de 2015: Los artículos en la serie Ha Caído Babilonia y el artículo El Último Llamamiento explican cuándo se cerró finalmente la puerta de la gracia para la Iglesia ASD. La tabla siguiente ya contiene esta fecha. El juicio ya fue proclamado sobre ella. Desde entonces, la Iglesia ASD organizada está a la espera de su castigo.]

Apéndice: Cuadro Sinóptico del Artículo

Símbolo de Apocalipsis 12La LunaLa mujer vestida del solLa coronaLas 12 estrellas de la corona
Caracte­rística La luna solamente refleja la luz del sol El sol produce su propia luz La corona de Jesús cuando recibió el reino Las estrellas de los entendidos de Daniel 12:3
Significado Jesús, prefigurado en la economía judía Jesús, el Sol de Justicia. Jesús, el Rey y Sumo Sacerdote según el orden de Melquisedec Los 12 líderes de los 144.000 resolvieron el misterio de las 7 estrellas de Apocalipsis 1
Período del Tiempo ~ 1500 AC - 34 DC 34 DC - 1844 1844 - 2012 2012 - 2015
Pueblo de Dios Los judíos La cristiandad Los adventistas
(Juicio de los Muertos)
Los 144.000
(Juicio de los Vivos)
Público Escogido Las naciones cir­cun­ve­ci­nas Los paganos Las iglesias protestantes Todas las gentes de la Tierra
Profeta anunciador antes de la transición a la próxima fase Juan el Bautista W. Miller & S. Snow
Primero + segundo ángeles = Clamor de Medianoche
Elena G. de White, tercer ángel Tercero + Cuarto ángeles = Fuerte Clamor
Profeta recolector en la transición Jesús Hiram Edson Segundo Miller, cuarto ángel El Espíritu Santo
Pongo delante de ti una puerta abierta… Desde otoño 27 DC
El ministerio de Jesús (Sep­tua­gé­si­ma Semana)
Desde el 23 de octubre de 1844
La doctrina del santuario
Desde 2010
El Mensaje de Orión
El Buque del Tiempo
El Mensaje del 4° Ángel
Desde 2012
Sellamiento para el tiempo de las plagas o la resurrección especial
El remanente después de la transición Los 12 Apóstoles Los 12 Pioneros Adventistas Los 12 Líderes de los 144.000 Los 144.000 (Filadelfia)
Los Mártires (Esmirna)
La Gran Multitud
La puerta que se cierra Para los judíos
(Entrada al Lugar Santo)
Para la cristiandad
(Entrada al Lugar Santísimo)
Para la Iglesia Adventista
(Entrada a la Nebulosa de Orión)
Para la humanidad
(Entrada en el Reino de Dios)
Comienzo del cierre 25 de mayo de 31 DC
Crucifixión de Jesús
22 de octubre de 1844
El Gran Chasco
27 de octubre de 2012
Observancia del Sábado de la Creación según el decreto papal
Desde las Leyes Dominicales
Fin del cierre 34 DC
Rechazo del Evangelio de Jesús por el ape­drea­mien­to de Esteban
Otoño de 1846
Rechazo de la verdad del Sábado de la Iglesia ASD por rechazar la doctrina del Santuario
30 de noviembre de 2014
Rechazo del Mensaje de Orión por unirse con las Religiones del Mundo
18 de octubre de 2015
Rechazo del Mensaje del Fuerte Clamor de Dios por aceptar la Marca de la Bestia
(¿Decreto de muerte para los sabatistas?)
Símbolo de Apocalipsis 12La Luna
Caracte­rística La luna solamente refleja la luz del sol
Significado Jesús, prefigurado en la economía judía
Período del Tiempo ~ 1500 AC - 34 DC
Pueblo de Dios Los judíos
Público Escogido Las naciones cir­cun­ve­ci­nas
Profeta anunciador antes de la transición a la próxima fase Juan el Bautista
Profeta recolector en la transición Jesús
Pongo delante de ti una puerta abierta… Desde otoño 27 DC
El ministerio de Jesús (Sep­tua­gé­si­ma Semana)
El remanente después de la transición Los 12 Apóstoles
La puerta que se cierra Para los judíos
(Entrada al Lugar Santo)
Comienzo del cierre 25 de mayo de 31 DC
Crucifixión de Jesús
Fin del cierre 34 DC
Rechazo del Evangelio de Jesús por el ape­drea­mien­to de Esteban
Símbolo de Apocalipsis 12La mujer vestida del sol
Caracte­rística El sol produce su propia luz
Significado Jesús, el Sol de Justicia.
Período del Tiempo 34 DC - 1844
Pueblo de Dios La cristiandad
Público Escogido Los paganos
Profeta anunciador antes de la transición a la próxima fase W. Miller & S. Snow
Primero + segundo ángeles = Clamor de Medianoche
Profeta recolector en la transición Hiram Edson
Pongo delante de ti una puerta abierta… Desde el 23 de octubre de 1844
La doctrina del santuario
El remanente después de la transición Los 12 Pioneros Adventistas
La puerta que se cierra Para la cristiandad
(Entrada al Lugar Santísimo)
Comienzo del cierre 22 de octubre de 1844
El Gran Chasco
Fin del cierre Otoño de 1846
Rechazo de la verdad del Sábado de la Iglesia ASD por rechazar la doctrina del Santuario
Símbolo de Apocalipsis 12La corona
Caracte­rística La corona de Jesús cuando recibió el reino
Significado Jesús, el Rey y Sumo Sacerdote según el orden de Melquisedec
Período del Tiempo 1844 - 2012
Pueblo de Dios Los adventistas
(Juicio de los Muertos)
Público Escogido Las iglesias protestantes
Profeta anunciador antes de la transición a la próxima fase Elena G. de White, tercer ángel
Profeta recolector en la transición Segundo Miller, cuarto ángel
Pongo delante de ti una puerta abierta… Desde 2010
El Mensaje de Orión
El Buque del Tiempo
El Mensaje del 4° Ángel
El remanente después de la transición Los 12 Líderes de los 144.000
La puerta que se cierra Para la Iglesia Adventista
(Entrada a la Nebulosa de Orión)
Comienzo del cierre 27 de octubre de 2012
Observancia del Sábado de la Creación según el decreto papal
Fin del cierre 30 de noviembre de 2014
Rechazo del Mensaje de Orión por unirse con las Religiones del Mundo
Símbolo de Apocalipsis 12La Luna
Caracte­rística La luna solamente refleja la luz del sol
Significado Jesús, prefigurado en la economía judía
Período del Tiempo ~ 1500 AC - 34 DC
Pueblo de Dios Los judíos
Público Escogido Las naciones cir­cun­ve­ci­nas
Profeta anunciador antes de la transición a la próxima fase Juan el Bautista
Profeta recolector en la transición Jesús
Pongo delante de ti una puerta abierta… Desde otoño 27 DC
El ministerio de Jesús (Sep­tua­gé­si­ma Semana)
El remanente después de la transición Los 12 Apóstoles
La puerta que se cierra Para los judíos
(Entrada al Lugar Santo)
Comienzo del cierre 25 de mayo de 31 DC
Crucifixión de Jesús
Fin del cierre 34 DC
Rechazo del Evangelio de Jesús por el ape­drea­mien­to de Esteban

< Anterior                       Siguiente >